Artículo #21 – 8 hábitos que me traen grandes resultados

 “Me encantaría hacer todo lo que vos haces, pero no tengo tiempo y me falta voluntad”
A veces me dicen este tipo de cosas. En una reunión social, solo respondo “y bueno… cada uno hace lo que puede”. Pero en realidad me gustaría decir “Tengo 24 hs por día y la voluntad se me termina rápido como a todo el mundo. Decir que no tenes tiempo o te falta voluntad es el camino fácil. No se trata de voluntad, se trata de dominar hábitos. No se trata de tiempo, se trata de planificación y prioridades.

Te comparto 8 hábitos que actualmente me traen muy buenos resultados. Desde los más “espirituales” a los más prácticos.

1. Ejercitar el músculo de la gratitud: si no estás agradecido por lo que ya tenes. ¿Porque el universo (o Dios o como quieras llamarle) te va a dar más? No hay que esperar a ser feliz para ser agradecido, hay que ser agradecido para ser feliz.
Mi manera de ejercitar este músculo es escribir todos los días 3 cosas por las cuales me siento en gratitud. Lo interesante es que, para no escribir siempre lo mismo, tu mente comienza a estar atenta y pone a trabajar su radar para detectar las cosas buenas que te están pasando. Muy simple, muy poderoso. Esta actitud optimista y fresca tiene efectos directos en los resultados de tu emprendimiento.

2. Repaso sagrado de tu misión y visión. Comenzar el día (o finalizarlo) recordando cuales son los principios más importantes de tu vida (misión) y como queres estar de acá a mediano plazo (visión) es un recurso muy poderoso para enfocarte.
Repasar tu misión y visión genera a largo plazo que vos creas que es posible eso que anhelas y aumenta las posibilidades de que esas cosas sucedan. Además, ayuda a tomar decisiones mejores y más rápidas.

3. Meditar como ejercicio de la mente. Hay miles de técnicas, pero lo importante es encontrar la manera de hacerlo hábito. Personalmente, lo hago antes de desayunar, mi mente ya sabe que, si no meditamos, no comemos. Entonces, pongo ese placer inmediato como “premio” de algo incomodo como es aquietar la mente durante 15 minutos.
Meditar diariamente te hace poder tomar distancia de los problemas, te da más claridad mental, más lucidez y más fortaleza para el resto del día.

4. Lectura obligatoria. Leyendo 10 minutos diarios a una velocidad normal, podrías leer unos 12 libros al año. El problema no está en el tiempo, está en que la mayoría de las personas no tiene el habito de leer. A mi me costó mucho adquirirlo. La única manera que me funcionó es ligarlo a otro hábito arraigado. Entonces antes de dormir, si o si, me pongo el cronometro en 15 minutos y agarro mi Kindle.
Para emprender en el mundo actual necesitamos estar super actualizados, tenemos que tener los conocimientos para los desafíos actuales y los que van a venir. Es cada vez menos probable que un negocio prospere si no es liderado por una persona con actitud de aprendiz permanente.

5. Podcast cada vez que puedo. No hay un solo viaje al trabajo en el que no escuche un Podcast de temas que me interesan. Me parece un desperdicio de tiempo estar viajando y escuchar las noticias de la radio, música cualquiera o una entrevista que no te interesa.
En los últimos 3 años llevo más de 1500 hs de escuchar a personas que admiro, que me hablan en la oreja de los temas que más me interesan en el mundo. En mi caso sobre emprendimiento, negocios y desarrollo personal. Pero sea cual sea tu interés, estoy seguro que vas a encontrar mucho contenido de valor.

6. Comer siempre lo mismo. Somos muy malos para tomar buenas decisiones con hambre. Entonces la mejor manera que encontré para solucionar ese problema es tener muy planificado y lista cada comida del día. Es más simple, ahorra tiempo y energía de pensar en “que voy a comer”. Sabes de antemano cuantas calorías y que nutrientes estás consumiendo.  Además, se pueden planificar mejor las compras, se hace más fácil y económico.
Atención, esto siempre y cuando no tenga eventos sociales. En los asados del fin de semana y cumpleaños por supuesto que abro la puerta a otras cosas, pero porque el objetivo no es nutrir, sino divertirse y compartir.

7. Vestirse siempre igual. Solo tengo remeras escote en V, pantalones grises combinables con todo. Dos pares de zapatillas de colores neutros. Medias negras de diferentes tamaños. Y alguna cosa más para momentos especiales. Todo combinable entre si, muy cómodo y de buenas marcas para poder reemplazarlas rápido. Todo con el objetivo de ahorrar tiempo y energía en pensar con que salgo a la calle.
Esto me funciona porque mi pasión no es la ropa, solo quiero sentirme cómodo y transmitir lo que quiero. Entonces ¿Porque voy a perder tiempo si puedo solucionarlo y utilizar ese tiempo para algo mas importante? 15 minutos diarios de “que me pongo”, son casi 4 días al año eligiendo ropa.

8. Siestas cortas. Si tenes la posibilidad, dormí todas las veces que te sientas cansado. Alcanza con 15 minutos y los beneficios son enormes. El pensamiento de clase media trabajadora asocia la siesta con la “vagancia”. Te propongo que asocies la siesta con “autoconocimiento y productividad”. No tenemos que estar ocupados, tenemos que generar más resultados.
Es una muy buena manera de recargar pilas para la segunda parte del día, lleva poco tiempo y te devuelve energía y lucidez.

Lo más importante de integrar un nuevo hábito a tu vida es aprender el proceso de integrar un nuevo habito a tu vida. Los hábitos pueden cambiar, pero lo importante es tener ese ejercicio.
Imagina el efecto compuesto de esto que realizamos a diario. La lucidez y vitalidad de la meditación, sumado al deseo por la vida que genera estar conectado con tu misión. Al mismo tiempo potenciado por nutrirte de nuevo conocimiento. Todo esto sumando más tiempo libre generado por reducir tareas improductivas. Imaginá el impacto de todo esto junto y creciendo.
¿Cuáles son los hábitos que te hacen ser la mejor versión de vos mismo? ¡Me interesa mucho conocerlos!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *