Artículo #43 – 6 claves para fidelizar a tus clientes

Hay dos grande maneras de vender mas: captar nuevos clientes o venderle más o más seguido a tus actuales. Y esta última opción casi siempre es la mas rendidora. 
Captar nuevos clientes por lo general requiere de un proceso largo y más costoso (que igualmente, siempre hay que tener activo en tu negocio). Pero fidelizar a actuales o reactivar a viejos clientes suele ser una muy buena idea, porque ya te conocen, porque ya tenes el contacto directo, porque saben con mucha precisión que esperar de vos.
Increíblemente subestimamos este recurso, buscando siempre nuevos clientes como foco de la estrategia de comercialización. Te invito a que en tu negocio (tenga la escala que tenga, sea de productos o servicios) puedas implementar estas 6 claves:

1- Superar las expectativas. Darle mucho más valor del que esperaba y que el precio sea considerablemente menor que el valor percibido. Si no tenemos esto muy, pero muy sólido, no hay manera de fidelizar, por más que pongamos todo el presupuesto y empeño. El producto/servicio es el rey en este juego. Tenemos que buscar clientes asombrados con tu propuesta, no solo satisfechos. Quizás es la parte más difícil, pero no hay secretos, hay que comenzar por acá.

2- Guardar su contacto. Por más sencillo que parezca, es algo que no se hace siempre. Pedir el contacto (mail y teléfono mínimo) es algo muy simple y valiosísimo para volver a estar en contacto con la persona. Por lo general no somos importantes para nuestros clientes, ellos se olvidan de nosotros y es nuestra responsabilidad volver a contactarlos. 

3- Pedir Feedback. Luego de la compra, preguntar con interés genuino como fue su experiencia y si hay algo que se pueda mejorar. Es muy poderoso tener un sistema de feedback continuo. Hace un año comencé a manejar mi toma de decisiones en base a este sistema de devoluciones y los resultados fueron buenísimos. A veces, metidos en nuestros problemas, nos olvidamos de que la opinión de nuestros clientes es todo. Es incómodo, pero vale la pena por mil.

4- Estar presente en su mente. Como decíamos antes, los clientes se olvidan de nosotros, no porque son malos, sino porque tienen otras preocupaciones. Tenemos que ser muy determinados para estar siempre presentes en sus mentes, ya sea por mail, por mensajería o con publicidad segmentada en redes. La clave para esto es mostrarse con contenido relevante, no con ofertas de venta todo el tiempo. Cada negocio tendrá su frecuencia, su estrategia, pero todo negocio debe tener una.

5- Volver a contactarlo con regularidad. Si vendes servicios o productos de alto valor, el contacto personal y frecuente es fundamental. Preguntar que problemas está teniendo, investigar su situación, conocer su actualidad. Proponerle activamente nuevas soluciones, nuevas propuestas basadas en esa información. 

6- Acompañar el ciclo de vida del cliente. Si le vendiste un curso de pre parto a una embarazada, es muy probable que en unos meses necesite un curso de lactancia. Y si sabes de esto, es una buena idea ofrecerlo cuando llegue el momento. Cuidado: no hay que perder el foco. Si sumar una propuesta te desenfoca, mejor dejarle el negocio a otro. Pero puede ser una muy buena alternativa usando recursos similares a los que ya tenes.

La clave está en tener sistemas que sean mejores que tu memoria o tus ganas. Todo esto tiene que estar programado y ser ejecutado por vos o por tu equipo, sin importar la cantidad de trabajo que tengas. Es muy normal que estas cosas no urgentes (pero importantes) sean las primeras que se postergan.


¿Crees que podes aplicar alguna de estas claves en tu negocio? ¿Conoces alguna otra que quieras compartir? Contame acá mismo en en Instagram en @pleno_emprendo

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *